¡Hola! Soy Vero Menor

     

Érase una vez…

Como en toda historia, lo mejor es empezar por el principio.

Nací un 31 de enero de 1990 en Madrid. Desde pequeña he sido una persona introvertida, y más de escuchar y observar que de hablar. Pronto me convertí en la amiga a la que todos pedían consejo. Se sentían libres de contarme cualquier cosa sabiendo que no les juzgaría. Y por algún motivo les sabía decir exactamente lo que necesitaban para ver las cosas desde otra perspectiva y sentirse mejor.

Hace unos años hablando con una psicóloga le comenté lo mucho que me molestaba que la gente no me ayudara cuando les necesitaba como yo hacía con ellos, y se limitaran a un simple: “no sé qué decirte”. Me contestó algo que me cambió la forma de ver las cosas, de verme a mi misma: “Vero, no te das cuenta que si no te ayudan no es porque no quieran, es porque no saben”

¡¡¿Cómo?!! Nunca me había parado a pensar que lo que a mi me salía de forma natural, no lo supieran hacer los demás. Así que, no ha sido hasta hace poco que he sido consciente que es una habilidad innata (inteligencia interpersonal lo denominó Howard Gardner) y que no todos tienen, como quien tiene la habilidad de crear música.

Me licencié en Publicidad y Relaciones públicas en la Universidad Complutense. Me ha apasionado la música desde siempre, pero justamente porque no tengo la habilidad de crear música (y que canto como un grillo mojado) decidí que iba a dedicarme a ella, pero entre bambalinas.

Un cúmulo de eventos a lo largo de un año hizo que con 20 años desarrollara un trastorno de ansiedad, depresión y agorafobia. ¡Olé! ¡Tres en uno! Tenía el pack completo. No te voy a mentir, fue el peor año de mi vida, y poca gente sabe de verdad cómo viví aquel año (y alguno más que le siguió)

Pero soy de las que piensa que todo ocurre por una razón…

Un día buscando por internet alguna forma para aprender a entender mejor lo que me ocurría y alguna técnica de relajación, me encontré el video de una chica muy risueña. Si eres asiduo al mundo del desarrollo personal estoy segura que te suena. ¡La super Hana Kanjaa!

Por esos tiempos ella estaba empezando, y se dirigía a mamás emprendedoras. Y yo no era ni mamá ni emprendedora, pero por alguna razón me quedé…

Ya por entonces no me sentía contenta con mi carrera, me hacía sentir que me faltaba algo. Empecé a pasarme los ratos libres, y algunos de estudio también, leyendo sobre psicología positiva. Y me estrujaba la cabeza por intentar encontrarle un sitio dentro de la Publicidad a eso nuevo que estaba aprendiendo y me fascinaba. No lo encontré. Y eso me frustró más. 

Elegir entre lo que debía y lo que sentía.

Un día hablando con Hana me contó que se dedicaba al coaching. Mi reación fue la misma que la del todo el mundo cuando oye la palabra “coaching” por primera vez “¿Eso qué eh lo que eh?” Y según me iba explicando, y lo que fui investigando yo después, mis piezas comenzaron a encajar.

Aún no había terminado la carrera, pero en seguida me puse a buscar donde poder formarme en Coaching cuando acabara. Dos años me tiré ahorrando dinero para poder costearmelo. Mi formación fue una experiencia única. Hice un posgrado de Especialista en Coaching con Inteligencia emocional y PNL en la Universidad Rey Juan Carlos. Aprendí muchísimo, sobre todo de mi misma, y eso es un regalo del que estoy muy agradecida.

Y pasó algo que no me esperaba. Me enamoré. De la inteligencia emocional. He podido comprobar después, tanto con mis clientes como conmigo misma, que la inteligencia emocional es decisiva para poder alcanzar tus objetivos. Ya puedes tener todos los recursos necesarios, tener un plan de acción perfecto e incluso estar motivado, que como no tengas una buena gestión emocional todo se puede ir al traste.

El Coaching por sí mismo es un gran herramienta, pero junto con la Inteligencia emocional crean la receta perfecta. Para mi es como quien se estudia la guía de una ciudad, pero nunca ha estado en ella; o como quién vive en una ciudad, pero no sabe nada acerca de ella. Ninguno puede decir que conoce de verdad esa ciudad. Lo mismo ocurre con el Coaching y la Inteligencia emocional. Separados son muy útiles, pero juntos hacen un trabajo integral de pensamiento y emoción.

Con el tiempo he acabado especializandome en Inteligencia emocional, y he seguido formandome en herramientas para la gestión emocional, como es el mindfulness.

Llegó el gran momento. En 2015 creé Merakie Coaching.

Meraki (del griego):  Hacer las cosas con amor, creatividad y alma, dejando una huella de ti en ello.

La E final no podía ser de otra cosa… ¡Emocional!

Lo que fue el peor momento de mi vida me llevó a dar con mi vocación, y no solo eso, sino a conocerme a mi misma y ver la vida desde una perspectiva de la que nunca hubiera imaginado.

Mediante la Inteligencia emocional y el Coaching he podido entender mejor por qué llegué a esa situación cuando tenía 20 años. Ni supe fijarme correctamente unos objetivos vitales que fueran coherentes conmigo misma, ni tampoco gestionarme bien emocionalmente. Lección aprendida.

Como profesional. quiero que la gente pueda conseguir sus objetivos sin tener que pasar por el doloroso proceso por el que tuve que hacerlo yo.

Todo ocurre por una razón…

Decía Steve Jobs que la vida está llena de puntos inconexos y sin sentido cuando los miramos de forma individual, pero cuando unes esos puntos todo cobra sentido.

Esta historia aún no ha acabado.

Quedan muchos capítulos.

Muchos puntos aún que unir…

¿ERES EL PÚBLICO AL QUE ME DIRIJO?

Me dirijo a mujeres emprendedoras online del desarrollo personal (coaches, psicólogas, terapeutas, educadoras, sanitarias, nutrición…)

Después de darle muchas vueltas a Merakie, y por la propia experiencia de crearlo (¿quién dijo que emprender es fácil?) decidí unir mis conocimientos como publicista con los de coaching e inteligencia emocional para ayudar a otra mujeres que están comenzando su negocio online o quieran seguir desarrollándolo.

Mis servicios se centran en la formación online y programas de mentoria, para que alcances tus objetivos, tanto personales como profesionales, aumentando tu nivel de autoconocimiento y autoconciencia, para así conseguir una vida plena y coherente contigo misma.

FORMACIÓN

§  Licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas (Universidad Complutense de Madrid)

§  Especialista Universitario en Coaching con Inteligencia Emocional y PNL (Universidad Rey Juan Carlos de Madrid)

§  Experto en Coaching para mujeres emprendedoras

§  Experta en Inteligencia Emocional (UNIR)

§  Mindfulness para regular emociones (Universidad de Málaga)

§  Profesora de Meditación y Mindfulness para Mujeres

Me gusta…

Chocolate. Chaplin. Plantas. Colorear. Cantar. Música. Pero música buena. Aceites esenciales. Pueblos medievales. Azul. Morado. Dormir. ¿El chocolate ya lo he dicho? Pintalabios rojo. Otoño y primavera. Mandalas. Masajes. ASMR. Manualidades. Perretes y gatetes. Vivir.

Si quieres saber cómo trabajo y cuál es mi estilo puedes pinchar AQUÍ para descargarte mi minicurso gratuito 7 días, 7 pasos con el que podrás comenzar a trabajar en tus objetivos.  

Me gusta…

Chocolate. Chaplin. Plantas. Colorear. Cantar. Música. Pero música buena. Aceites esenciales. Pueblos medievales. Azul. Morado. Dormir. ¿El chocolate ya lo he dicho? Pintalabios rojo. Otoño y primavera. Mandalas. Masajes. ASMR. Manualidades. Perretes y gatetes. Vivir.